Inicio Columnas Opinión | Pálidas campañas políticas | El Minotauro | Nicolás Durán de...

Opinión | Pálidas campañas políticas | El Minotauro | Nicolás Durán de la Sierra

Por Nicolás Durán de la Sierra

Cancún, Quintana Roo. Con base en el perfil de las candidaturas para relevar al actual gobernador, salvo que en el último momento el Acción Nacional objetara a Laura Fernández en la rara alianza electoral entre el PAN y el PRD, lo que pudiera ocurrir si prevaleciese el buen gusto; salvo tal incidente, la que está por venir será una jornada electoral de las habituales, fatigosa, más de oropel que de contenidos.

Quizá la frivolidad sea la pauta de las campañas

Los propios procesos de selección de candidatos de los partidos, salvo por los planteamientos del doctor José Luis Pech, anunciaron la frivolidad que quizá sea la pauta de las campañas formales; sus discursos no fueron más allá del lugar común, de los ripios que se repiten en busca del voto y que al final se convierten en los ruidos en que no reparan los electores.

Por si fuera poco, en la opereta que se aproxima figuran ya, aunque aún en lo informal, vedettes como Roberto Palazuelos, quien supone que por ser un producto de Televisa es rentable en la política- “Si la Gaviota lo hizo, yo lo puedo hacer” de seguro ha de decirse-, y de remate otra figura mediática como Lydia Cacho le hace el juego y lo acusa en público de ser un pillo. Vaya novedad.

Acusaciones de Lydia Cacho

(Para quien guste de telenovelas, resulta que la Cacho acusó al divo de “de formar parte de una red de lavado de dinero y de diversos despojos en Tulum”, donde vive, a lo que éste, montado en el blanco corcel de la santa cólera, replicó que no, que él era un buen muchacho y amenazó con demandarla por difamación; ella repuso: “Sí, pues déjate venir…” la historia continuará.)

De vuelta al tema, el proceso electoral en puerta será inédito, y no tanto porque sean mujeres quienes encabezan las candidaturas al gobierno estatal, lo que redundará en la primera gobernadora del Estado, sino por su falta de planteamientos.

Decirse seguidora de la llamada “4T” o asumirse como su fúrica contrincante, no alcanza el grado de discurso político.

Claro, el panorama puede enriquecerse y subir el nivel de las campañas, lo que es deseable

De hecho, si el PRI opta por Cora Amalia Castilla como su candidata, aunque tenga pocas posibilidades de ganar, se elevaría el nivel de la jornada, pues es una política de carrera y con voz propia.

En fin, ojalá y las campañas formales den más color, pues están muy pálidas.

Te puede interesar Opinión | La peor enemiga de la oposición | El Minotauro | Nicolás Durán de la Sierra

Artículo anteriorAcusan de agresión sexual a asesor de «Chepe» Contreras 
Artículo siguientePromueve gobierno de QRoo regularización de títulos de propiedad a chetumaleños

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here