Inicio Noticias No se ha cobrado ISR a propinas| Sería complicado fiscalmente: CROC

No se ha cobrado ISR a propinas| Sería complicado fiscalmente: CROC

Compartir
Desde 1993, 2015 y 2019 existen anexos fiscales que establecen que la propina debe considerarse parte del salario y a partir de la cantidad global se debe cobrar el Impuesto Sobre la Renta. Pero no se ha hecho efectiva dicha disposición.

Desde 1993 existen anexos fiscales que establecen que la propina forma parte del salario del trabajador pero a la fecha, no se ha cobrado el respectivo Impuesto Sobre la Renta (ISR) y de llevarse a cabo, primero implicaría hacer diversos cambios, por ejemplo, hacer obligatorio el pago de propina y fijar un porcentaje sobre el servicio de alimentos y bebidas que debería cobrarse.

El dirigente sindical de la CROC en Benito Juárez, Mario Machuca Sánchez, explica que así como a nivel municipal existe un reglamento que fija el pago por la recolección de la basura a la población de Benito Juárez, éste como el cobro del ISR que incluya la propina, no se han cobrado nunca.

Y para que el Gobierno Federal pueda hacerlo efectivo, es decir que se contemple a la propina como parte del sueldo y se cobre dicho impuesto, antes deberán hacerse varios ajustes: Por ejemplo, que obligue a los clientes a pagar una propina a los meseros así como establecer un porcentaje en función del servicio de alimentos y bebidas que reciben en los restaurantes, hoteles u otros sitios.

Precisó que actualmente la propina no se cobra y cuando ésta es incluida en el servicio, Profeco ha multado a hoteles y restaurantes, entre otros.

Además, de que la propina es entregada por un tercero, en este caso, el cliente y éste en función de la calidad del servicio prestado decide cuánto entregar en mano a los meseros o empleados, por lo que sería difícil calcular cuál sería el impuesto a aplicar a los empleados de la industria turística, que de acuerdo a sus cálculos podrían impactar a alrededor de 180 mil que trabajan de Isla Mujeres hasta Tulum –la zona norte de Quintana Roo-.

“No existe ingreso gravable para la empresa y no puede haber retención porque quien da la propina, si bien es cierto es un patrón, no es un acto voluntario ni contractual, sino sólo un mandato de un tercero (es decir de un cliente) que puede ser un desconocido que además nunca exigirá un comprobante fiscal por la propina otorgada, entonces bajo esta circunstancia, esta propina no entra dentro del artículo 94 de la Ley de Impuesto sobre la Renta”, precisa el despacho jurídico Méndez Contadores Públicos y Auditores SC al que consultó la CROC.

Bajo este escenario, dijo sería complicado considerar como sueldo global, el ingreso que le otorga la empresa más la propina, y sobre la cantidad total aplicar el ISR para que los meseros y otros empleados del sector turístico paguen dicho impuesto federal.

Dejar una respuesta