Inicio Columnas Naderías Totales | Honestidad Brutal en la política; cuando es a todo...

Naderías Totales | Honestidad Brutal en la política; cuando es a todo o nada y cuando no

Compartir

Por Luciano Núñez

Honestidad Brutal es uno de los discos más extraños de Andrés Calamaro, autor de la ya mítica canción Estado Azteca. Cuentan que estuvo varios días componiendo y que todo lo que surgió de ese vómito artístico tan prolífico fue a parar a un disco doble titulado así, por la esencia que lo trajo al mundo. Salió a la venta en 1999 y es el sexto de su carrera como solista.

Lo que el artista nos expone y revela es un modo de hacer canciones y entregarlas a sus seguidores con eso, honestidad, una honestidad más allá de la normal, es decir, brutal. En contra de toda esta propuesta, los políticos durante la pasada elección nos dieron motivos y señales para seguir desconfiando, por decir lo menos, de sus verdaderas intenciones.

Las licencias especuladoras

Muchos fueron a la batalla electoral aunque bajo condiciones diferentes. Los que fueron con licencia: especulando con regresar aun perdiendo, y los que se fueron a todo o nada, como Luis Torres, ex presidente municipal de Othón P. Blanco. El único que lo hizo con la convicción de un general.

Quizás animado por un exceso de confianza y otro poco por esa honestidad política que lo ha caracterizado, decidió quemar naves jugándose todo por el todo. Es el único de los candidatos perdedores que no tomó licencia especuladora: iba a ganar y lo que hizo fue renunciar, o tomar una licencia que le impedía volver como alcalde.

A veces, quizás muchas veces, la vida nos pone como en el casino frente a los: toma todo o deja todo, donde la intuición es la única guía. Puede salir bien, podemos ganar la batalla, pero también sabiendo que existe una pequeña gloria en perder, si es jugando con honestidad. En la elección que permitió el cambio, Torres fue artífice fundamental para que Carlos Joaquín sea gobernador: le entregó con amplia ventaja la capital de Quintana Roo. Vale la pena, pienso, rescatar su entrega y valor. No debe ser un pecado tan alto perder jugando en pos de un proyecto.

Como contracara: Cristina Torres, en Solidaridad, no sólo se negó a perder, sino que buscó la manera de torcer el designio popular, finalmente, lanzó un buen mensaje de reconciliación: vale; Perla Tun, en Cozumel, fue acaso más congruente en su discurso y, fiel a su estilo que podrá ser criticado, ha sentado precedente de que todavía hay convicciones y honor en la derrota.

En el caso de los presidentes ganadores de su reelección, la batalla sigue porque el reto es doble, sabiendo que la vida política continúa y que el voto de castigo es un látigo que antes estaba muy lejos. Ni hablar de los diputados faltalones y simuladores que regresaron por la quincena y a levantar la mano sin ton ni son. Podrían escuchar el disco de Calamaro y quizás se les encienda una idea para plasmar, no en un disco, pero sí en una ley que verdaderamente nos beneficie. En cambio, como una canción calamaresca: Prefieren dormir o Hacerse el Tonto…

                              ******************

Todería. El nuevo modelo de prevención en materia de seguridad fue presentado ayer, bajo la estrategia del Gobernador de construir desde lo social. Una forma diferente a los facilismos de poner más policías y más patrullas que no han solucionado un problema tan hondo y grave. Sobre todo, apunta al respecto a la legalidad y a los Derechos Humanos. En esta última área el reto será doble, dada la incapacidad y yerros del titular, Marcos Antonio Toh, cuya Comisión primero es re-victimizar para luego les ofrece un tratamiento psicológico. La tarea se hace inmensa.

              *********************************

(*) Es técnico en Periodismo y licenciado en Comunicación Social, con postgrado en Opinión Pública por FLACSO y diplomados en La Salle Cancún.

Trabajó en El Siglo de Tucumán, Argentina; agencia EFE México, Luces del Siglo y Periódico Quequi. Fue director de Comunicación Social en Benito Juárez, Cancún.

Co-Fundador de Revista Dos Puntos y director general de Grupo Pirámide.

1 Comentario

Dejar una respuesta