Inicio Noticias Martínez Arcila se quiere adueñar del PAN. Quiere las plurinominales y las...

Martínez Arcila se quiere adueñar del PAN. Quiere las plurinominales y las designaciones directas: Patricia Sánchez

Compartir

Cancún, Quintana Roo.- En el Partido Acción Nacional de Quintana Roo hay una crisis interna y una muestra más de ello es la designación de los candidatos a legisladores de la siguiente elección que comienza justo mañana. Militante del PAN con más de 20 años dentro del partido, Patricia Sánchez Carrillo, concede una entrevista a Grupo Pirámide.
Abogada de profesión, la política panista explica sobre los cómo y los porqué de la designación de los candidatos a legisladores de su partido y ese aire de frustración y de inconformidad que poco a poco inunda el interior de las filas del PAN. “Hay dos formas como se está decidiendo quiénes serán los candidatos a través de la Comisión Permanente: Uno, la designación o por dedazo y Dos, una elección democrática”, dice tajante, la abogada y añade: “Nosotros estamos apostando –después de todas las vivencias que hemos tenido por los casos anteriores de las elecciones pasadas y antepasadas y las que antecedieron a éstas y que han sido muy malas experiencias–, pues nos atenemos a lo que el presidente nacional Marko Cortés Mendoza, ofreció a los militantes, democracia, esto es: en todas partes donde hubieran las condiciones y el número de militantes adecuados, el proceso de selección de candidatos iba a ser elección directa”, sentencia.
Tras un breve suspiro, la política cancunense pone el dedo en la llaga: “pero resulta que por unas cuestiones que aún no acabo de entender la Comisión Permanente aprueba que en dónde hay más participación de militantes ponen el modelo de designación, y el dedazo apunta a Eugenia Solís, actual diputada que buscó ese distrito y que lo perdió anteriormente”. Patricia Sánchez dice que el grupo que encabeza Eduardo Martínez Arcila, “pretenden, por la forma en la que han acomodado la primera minoría, obtener las cinco plurinominales”. Y advierte que de ser así como este grupo actúe, los militantes y aspirantes al distrito 8, tendrán que defender sus derechos políticos en las instancias en las que corresponda.
Lo cierto es que el presidente de la Gran Comisión de la XV Legislatura, Eduardo Martínez Arcila ya encabeza la lista de plurinominales del PAN. La ex regidora de Benito Juárez dice que de ser así sería “indebido e incorrecto” y sentencia: “coincido con el secretario del partido, el ingeniero Mario Rivero, es inmoral. En menos de dos años, Martínez Arcila ya buscó tres plurinominales: la que tiene actualmente; la que no llegó o no alcanzó por la lista de circunscripciones y ahora de nueva cuenta se aferra al hueso, y no quiere ir por elección directa. No estaría mal que vaya a buscar los votos, pero quiere ir por elección indirecta”, dice Sánchez Carrillo, en un tono sorprendido y molesto.

 

 

Militante del PAN y las traiciones de “Lalo”

Militante del PAN por más de 20 años, a Patricia Sánchez le tocó desde pegar calcomanías en las calles, repartir volantes, salir a botear, preparar comida para los compañeros, repartir agua y refrescos. Era la mística del militante panista: salir a ganarse las calles.
La abogada recuerda: “viví la parte formativa de las estructuras. Fundadores son el doctor García Góngora, el ingeniero Arizmendi, o Rogelio Márquez. A ellos les tocó la época en que el PAN no tenía posibilidades dentro de la política de Quintana Roo. Fueron perseguidos por sus ideales. A mí me tocó un cachito de esa parte de la historia, por ello y por muchas otras razones le tengo mucho cariño a mi partido”.
Sin embargo dice que ahora no está “muy agusto” y explica: “porque hemos adoptado muchos priistas y gente de otros partidos, y eso me hace sentir no tan cómoda pero le tengo mucho respeto al partido”.
Al acudir con los militantes de la Vieja Guardia del panismo quintanarroense y preguntar de cómo ven el rumbo del partido en estos tiempos, un nombre sale a relucir: Eduardo Martínez Arcila. También un adjetivo: Traidor.
Conocedora de las entrañas mismas del PAN en el estado, Patricia Sánchez, Subprocuradora de Justicia en la zona norte de Quintana Roo en el 2010 concuerda: “Sí, la traición ha caracterizado a Eduardo, no ha cumplido con sus compromisos. Todos tuvimos un compromiso con él y en su momento lo apoyamos, le dimos un voto de confianza, pero cuando llegó la hora de que él respondiera, nos quitó a todos y se puso él por encima. Fue el caso del octavo espacio de la nominación plurinominal que no le correspondía a él, por ejemplo”.
Y añade: “Es una lástima que Juan Carlos Pallares no busque esa plurinominal. Ya se acomodó y aceptó que vaya Martínez, no quiere defender ese espacio. Juan Carlos no ha asumido con las ganas que debe el defender ese espacio”.
Se le recuerda a la política sobre el escándalo que envuelve a Martínez Arcila y los 100 millones de pesos “desaparecidos” que según se otorgaron en ayudas sociales. La política es categórica en este tema: “Es vox populli que Martínez Arcila busca el fuero. Él tendrá que responder por sus actos en está administración”.
¿Es Martínez Arcila el líder moral del PAN en Quintana Roo?, se le pregunta a Patricia Sánchez y con una sonrisa que se le dibuja en el rostro responde: “Yo no diría que es el líder moral del PAN. Es el que está haciendo las funciones que no desarrolla Juan Carlos. El espacio que no se ocupa, se llena. Pero si desaparece 100 millones de pesos no se puede pensar que es muy moral”.

 

 

¿Crisis en el PAN?

Ella mejor que nadie puede responder esa pregunta. Legisladora local por Quintana Roo dos veces –en la XI y en la XIII Legislatura–, fue presidenta estatal del Partido Acción Nacional. Su diagnóstico es fulminante: “Se perdió el rumbo con las alianzas con el PRD. En su momento, tanto con la dirigencia municipal como estatal, tuvimos quebrantos fuertes. Una vez ni siquiera participamos con su alianza de facto que instituyó la designación en Cancún de Graciela Saldaña”.
La política responde todas las preguntas con cierta parsimonia que da la experiencia acumulada. “Todos ciframos nuestras esperanzas en un candidato externo como lo fue e actual gobernador, Carlos Joaquín. El PRD es quien invita a Joaquín González como candidato y el PAN se suma a ello. Ahora la gente dice que es el candidato del PAN pero no fue así. Y bueno, las alianzas que se hicieron y que fracasaron, en los hechos, por ejemplo en Chetumal no hubo ese impulso ni ese potencial laboral que esperaba la gente. Ahí parte de nuestra derrota”.
La abogada penalista agrega: “Ahora las expectativas que hicimos en torno a un proyecto simplemente no resultaron. Eso ha traído desencanto en las elecciones, por ejemplo, las pasadas perdimos todo, no ganamos nada, ni una diputación ni una plurinominal, nada”.
Y explica cuál es la razón de esto a su entender: “No ha habido el deseo de formar cuadros, no ha ganado alguien cien por ciento panista. No hay quien forme escuela. Importamos mucho político”.
La política acepta que las elecciones que vienen son un escenario complicado pero no imposible y comparte su análisis de que ahora hay un desencanto por Morena. “No es lo que quiere el presidente de México: la honradez, la transparencia, no la hay. Llegan al poder y ocupan sus puestos y hacen una restructura, todo lo que pueda representar negocio, entradas de un ingreso, nepotismo, esa es una triste verdad”, concluye Patricia Sánchez.

 

 

Dejar una respuesta