Inicio Columna Grupos de oposición ganan terreno | Se mantuvo autonomía en elección de...

Grupos de oposición ganan terreno | Se mantuvo autonomía en elección de nuevo presidente del Poder Judicial

Compartir

José Antonio León Ruiz, magistrado de carrera y ligado al felixismo, quedará por cinco años al frente del Tribunal de Justicia.

 

Los magistrados de reciente ingreso -cercanos al gobernador- se quedaron fuera y la señal fortalece a la división de poderes, pero empodera a grupos de oposición.

Por Luciano Núñez

Los fuertes vínculos del ex gobernador de Quintana Roo, Félix González Canto, lograron obtener el apoyo para colocar a José Antonio León Ruiz al frente del Poder Judicial, como magistrado presidente, cargo que detentará hasta finales de mes Fidel Villanueva, quien fue principal impulsor de esta designación. Con esta señal, el gobierno de Carlos Joaquín González dejó en claro que apostó a todo o nada a la autonomía e independencia de poderes, pero corre el riesgo de que la oposición gane más terreno después de este continuismo en el Poder Judicial que quedó evidenciado.

Favorito de Fidel Villanueva

Grupo Pirámide anticipó la tendencia de la autonomía en el Poder Judicial.

De acuerdo a una reseña que hizo Grupo Pirámide, León Ruiz era el favorito de Fidel Villanueva,  después de ser brazo derecho de la ex presidente del tribunal, Joaquín González Castro y de quien fuera su sucesora: Lizbeth Song Encalada. Es decir, representa la continuidad de la misma línea de sucesión trazada desde hace casi 20 años en el órgano de impartición de justicia. El último trabajo de González Castro –principal operador de esta designación- fue como asesor del candidato de Borge a la gubernatura, José Luis Toledo Medina, ahora diputado federal.

Sin embargo, al interior del Tribunal, describen a León Ruiz,  como un hombre de trabajo y amplia trayectoria, quien se desempeñaba como magistrado del Consejo de la Judicatura.

Cambio radical en dinámica de selección

El frente llamado Zona Norte, como lo adelantó este medio, contaba con tres votos de Carlos Lima Carvavajal, Adriana Cárdenas Aguilar y Mariana Dávila Goerner;  a los  que se sumaron los integrantes del grupo “villanuevista”, García Escamilla y Felipe de Jesús Solis Magaña.

Después de varias especulaciones, quedaron fuera los tres magistrados de reciente ingreso: Dulce María Balam Tuz, Verónica Gloria Acacio Trujillo y Luis Gabino Medina Burgos, el último con mayores posibilidades en el tramo final. Desde el gobierno, dejaron en claro que quedó expuesta la posición del gobernador de mantener una sana distancia de poderes, al no haber sido electo un magistrado cercano al Ejecutivo, tentación y evidente error en el que han caído anteriores mandatarios; lo que ha supuesto ciertamente, un cambio en la dinámica de selección. Para algunos sectores, privó aquella vieja frase que dice: el menos malo de todos. Sólo el tiempo y las acciones lo dirán…

Datos

-El Tribunal Superior de Justicia del Estado de Quintana Roo maneja un presupuesto anual de 617 millones de pesos para este año.

-El presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado, durará en su cargo cinco años, y no podrá ser reelecto.

-El presidente electo iniciará sus funciones el día primero del mes de septiembre próximo.

José Antonio León junto a Fidel Villanueva, Roberto Borge, Mauricio Góngora y el magistrado Mario Laguardia.

Dejar una respuesta