Inicio Noticias Delimitan predio que acotará Playa Delfines | Construirán hotel Gran Solaris Cancún

Delimitan predio que acotará Playa Delfines | Construirán hotel Gran Solaris Cancún

Compartir
Dentro de este corral se encuentran marcados los nidos de las tortugas que acudieron a desovar

La delimitación del predio para construir el nuevo hotel Gran Solaris Cancún y que acortará la dimensión del Mirador en Playa Delfines, despertó suspicacias entre activistas y denuncias en materia ambiental.

La activista Katerine Ender Córdova informó en redes sociales que envió una queja por escrito a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) e hizo del conocimiento a las autoridades municipales sobre las obras de delimitación que se llevan a cabo en playa Delfines.

Mientras que integrantes de otras agrupaciones a favor del medio ambiente acudieron directamente a la playa para documentar fotográficamente las obras, entre ellas, de delimitación del predio y la instalación también de un corral para la protección de nidos de tortuga.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) autorizó en julio pasado a Gran Solaris Cancún la Manifestación de Impacto Ambiental para construir un hotel all inclusive de 449 habitaciones y una suite que estarán distribuidos en 14 niveles superiores, planta baja y dos sótanos.

La superficie sobre la que será construido es de 18 mil 844.31 metros cuadrados, el predio se encuentra al sur de Playa Delfines y será aplicada una inversión de 90 millones de dólares.

En 2009 diversos ciudadanos acudieron a protestar contra Fonatur por la venta a la firma italiana BI & DI del predio al sur de playa Delfines para desarrollar un club de playa porque reduciría el tamaño de dicha playa.

Ante esta inconformidad y que los otros lotes que conformaban el proyecto de La Herradura y que estaban del otro lado del bulevar Kukulcán no tenían uso de suelo asignado, se inició un largo litigio entre Fonatur y los empresarios, que derivó en la permuta de algunos predios en Tamajar.

Pero nuevamente, los dueños enfrentaron problemas porque al iniciar en julio del 2015 la limpieza de los predios con maquinaria y sin la autorización, derivó en la suspensión temporal y luego clausura de varios de los predios de Tajamar, problema que aún no se resuelve y que mantiene detenida toda obra en el lugar.

Dejar una respuesta