Inicio Noticias Congreso debe ser auditado por colegios para lograr credibilidad

Congreso debe ser auditado por colegios para lograr credibilidad

Compartir

El exdiputado de la Décima Legislatura, Héctor Ortega Contreras, aseguró que para impulsar la transparencia en el Congreso, éste debe ser auditado en forma externa por colegios de profesionistas y no por la Auditoría Superior del Estado; además de desaparecer la Gran Comisión.

De esta manera, el actual Congreso dejaría de ser “la misma gata, pero revolcada” en referencia a anteriores legislaturas controladas en su mayoría por el PRI y en el que los mismos vicios de la forma de operar y controlar, continúan aún pese a que la mayoría la tienen el PAN-PRD-Morena-Encuentro Social y Nueva alianza.

Ortega Contreras, recordó que en los años 2002, 2003 y 2004 propuso que los colegios de profesionistas, en particular de Contadores, auditen las cuentas públicas del Congreso.

Esto porque el Auditor Superior del Estado fue electo por el Congreso y por tanto, “no se va a pelear con su jefe, con quien lo eligió”, y al final, no hay quién lo audite, y la única manera de lograr una revisión imparcial es que sea externa, mediante el Colegio de Contadores.

Al cambiar quién lo audite, dijo se podría conocer cómo se manejan los recursos que se destinan para atención social –y que de acuerdo con el Observatorio Legislativo, continúa la opacidad en ese rubro-.

Otra propuesta para una mejor operatividad y que se insistió en retomar durante los foros organizados en Cancún y Playa del Carmen al iniciar actividades la actual legislatura en 2016 fue sustituir la figura de Gran Comisión, que ya está prácticamente en desuso en el país, por la de Junta de Coordinación Política.

De esta manera, las tres principales bancadas tendrían la coordinación por seis meses y luego, las dos siguientes minorías a fin de que sea rotativa, porque desde que él era diputado y hasta hoy en día, el control y la aprobación de todo, recae en el presidente de la Gran Comisión, cargo que ocupa Eduardo Martínez Arcila.

“Lo que hace falta para tener la credibilidad de la ciudadanía es que el auditor sea nombrado por la sociedad civil y deje de operar la Gran Comisión, que gobierne el partido mayoritario, por ejemplo, seis meses el PAN; luego, el PRD y PRI como en el Congreso de la Unión, en el que cada año un partido preside la Junta”, dijo el exlegislador militante de Morena.

Dejar una respuesta